Relatos

La canción de Bruno

post bruno

Como cada mañana de domingo, Bruno siguió la rutina de siempre: madrugón para salir a correr y tras ochenta minutos de ritmo constante y creciente, vuelta a casa; ducha, desayuno con Laura y los niños, cambio de sábanas, poner una lavadora y encargo del habitual pollo asado. En esa ocasión, como cada primer domingo de mes, también tenía la visita a la residencia de ancianos, para ver a sus padres y charlar con ellos un rato.

Laura nunca iba con él, porque decía que no podía soportar verl...

Detalles

Los yonquis de las primeras veces

post yonquis

Yonqui: en la jerga de la droga, adicto a la heroína.

*   *   *   *   *

Se conocieron la tarde-noche de un miércoles, mientras se manifestaban junto a miles de personas por la barbarie que los habitantes de este planeta estamos haciendo con el medioambiente. No los presentó nadie, tan solo la coincidencia de ir detrás de una pancarta que pedía por un verdadero cambio de comportamiento climático de los países.

Ella, casada, iba en compañía de unas amigas de toda la vida, con la que...

Detalles

El malasombra de la Línea 8

post malasombra

Ser un malasombra no es algo que salte a la vista, no es algo así como ser rubio o moreno, alto o bajo, o tener los ojos de un color u otro, no, ni muchos menos. Ser un malasombra es un rasgo que no descubres hasta que tratas con el individuo en cuestión, cuando este abre la boca o suelta por ella alguna perla que te hace caer en la cuenta de ello. Sí, ser un malasombra no es algo que seamos capaces de ver a las primeras de cambio, pero cuando lo descubrimos ya no queda ningún tipo de duda.

Detalles

Kronos

kronos

[…

El cielo volvió a iluminarse una vez más, tal y como no había dejado de hacer desde la última media hora. El sonido provocado por los truenos era estremecedor y en cualquier momento parecía como si el mundo entero fuese a caer roto en mil pedazos sobre sus cabezas. Kronos lo miró, asustado, tembloroso, dejando asomar su pequeño hocico bajo la colcha que los cubría. Con el primer relámpago ya se había acurrucado junto a él.

– No temas, mañana saldremos a correr, amigo mío –le di...

Detalles

Azul, casi lila

post_azul_casi_lila

El azul, casi lila, de la jacaranda me atrapa cada primavera. No recuerdo cuánto tiempo lleva ahí, ante mis ojos, ante los ojos de todos, como cada año por estas fechas. Su color, efímero, apenas dura unas semanas, entre los meses de mayo y junio y para mí, junto con otras señales que nos regala la naturaleza, es una evidencia de la hermosa época del año en la que nos encontramos.

Quizá por ello, por el estúpido ensimismamiento que me provoca ese azul, casi lila, me dejé contagiar de l...

Detalles

El chamán que vino del otro lado

chamán

Aquel peculiar chamán no solo hacía predicciones, invocaba espíritus o sanaba a quienes le visitaban, como cualquier chamán al uso, este también aconsejaba en todo los relativo al uso de productos naturales, la ingesta de alimentos e incluso hacía las veces de consejero sentimental de cabecera, orientador deportivo y asesor financiero.

Era la suya una extensa carta de servicios, que si hubiese decidido incluir por completo en la placa de metacrilato que tenía en la fachada del inmueble don...

Detalles

Todo por llegar… o las conversaciones con Olivia

post_olivia (llegar)

– Todo está por llegar –le dijo, mientras dio el último sorbo de su tazón de leche.

En sus ojos aún conservaba la inocencia de una niña, la osadía de una adolescente, la serenidad de una adulta y la nostalgia de una anciana. Sus manos, arrugadas, me acercaron temblorosas el cuenco cerámico de color blanco, del que aún salían restos humeantes de la leche con sopas que acabada de tomar.

Desde hacía un par de años esa era su cena de cada noche; ese era también el tiempo transcurrido de...

Detalles

El descanso de los dioses (el recreo de la Sardina)

post dioses

Si algo han tenido siempre los dioses, es el respecto y la aprobación de los mortales, capaces de entender o no sus decisiones y acatar con resignación el destino, bueno o malo, de sus designios. Era la manera de poner la sabiduría y el poder al mando de seres tocados por ese don, que les concedía capacidad de gobernar y filtrar todo aquello necesario para regir la vida terrenal.

Dioses nacidos de otros dioses, primitivamente engendrados por un ser superior, con capacidades incuestionables y...

Detalles

Silencio en negro y malva (al amparo del Refugio)

Refugio de negro y malva

El capuz, de un raso malva intenso, descansaba perfectamente extendido sobre la cubierta de su cama y colgado de una percha, prendida del tirador del maletero del armario, la túnica que cubriría su cuerpo en pocos minutos, del mismo raso brillante y de negro azabache. Los guantes, negros también, sobre el pequeño aparador, el rosario sobre la mesita de noche y los dos escapularios guardados en la vieja caja de madera que le regaló Sonia siendo niña, con la inscripción desgastada… Para e...

Detalles

Como capas de una cebolla

post_cebolla

Daba vueltas y vueltas a la cebolla, que a fuego lento comenzaba a tornarse transparente, evidenciando las muestras del efecto del calor de la lumbre que la sofreía. Sus ojos aún guardaban el recuerdo de las lágrimas que a cualquiera le habría provocado el corte en rodajas del herbáceo y su olor le transportaba, irremediablemente, a los recuerdos de su niñez...

Detalles